Ayer se vivió un hecho  insólito en la estación de Boedo en la Ciudad de Buenos Aires. La policía porteña comandada por Horacio Rodríguez Larreta detuvo y "agredió", según denunciaron, a Mariana Solange Gómez de 24 años por darse un beso con su esposa, Rocío Girat. 

En el diario  Página/12 publicaron que la agrupación LGBTI 1969 informó que "Mariana se encontraba junto con su esposa en la estación de Constitución en Capital Federal besándose cuando fue interceptada por personal policial de la Policía de la Ciudad" y lo hicieron "bajo la excusa de que se encontraba fumando un cigarrillo (de tabaco e industrial) en un sector no autorizado la golpeó y la detuvo, en un claro ataque por su orientación sexual".

Cabe recordar que en abril de este año, un hecho similar ocurrió en Morón, territorio de Ramiro Tagliaferro (PRO), cuando la Policía Local se lanzó contra dos mujeres por darse un beso en una plaza.