La reforma a la Ley de Ministerios que proponía el recorte en “600 millones de pesos del gasto político” para 2018 comenzó a mostrar sus primeras consecuencias. La reducción de cargos políticos, que según afirmó el propio vicegobernador Daniel Salvador a Diagonales “no toca empleados estatales” se cobró los primeros despidos en el Ministerio de Producción bonaerense.

Durante la jornada de ayer, 16 trabajadores de la subsecretaría de Acción Cooperativa fueron notificados de sus despidos que se harán efectivos a partir del 1 de enero del próximo año. La medida, que sorprendió a los trabajadores a tan sólo cuatro días de las fiestas, generó la solidaridad de los trabajadores de la subsecretaría que depende del ministerio que encabeza Javier Tizado.

“Ayer nos informaron que los 16 contratos de la subsecretaría de acción cooperativa van a ser cesanteados a partir del 1 de enero. Esto mismo está sucediendo en otras reparticiones donde también el gobierno de Vidal ha decidido hacer el ajuste sobre los trabajadores”, afirmó Oscar Sánchez, miembro del consejo directivo de ATE, frente a los despedidos.

Y continuó: “Un grupo de compañeros con la presencia de los delegados vinieron a pedir explicaciones a la sede del ministerio de Producción y la decisión fue cerrar las puertas, no permitir que los trabajadores pudiesen ingresar y no dejaban salir a los compañeros que estaban adentro”.

Finalmente, los delegados de los estatales tuvieron una reunión con el responsable de recursos humanos del ministerio, aunque el resultado “quedó abierto. No se quieren hacer cargo de la decisión de dejar afuera a 16 compañeros”, explicó Sánchez.

Mañana el conjunto de trabajadores de la subsecretaría de Acción Cooperativa realizarán a partir de las 9 una retención de tareas y radio abierta para visibilizar los despidos y lograr una respuesta concreta desde Provincia.