En el marco de un paro por 48 horas de los docentes nucleados en la Confederación de Trabajadores de la Educación (CTERA), tuvo lugar una masiva movilización que partió hace dos días desde las diferentes provincias y culminó cerca de las 15 horas en las puertas del Cabildo con un acto central para exigirle a las autoridades de todas las provincias que convoque aa paritarias. Además, repudiaron los tarifazos, las políticas de ajuste del presidente, Mauricio Macri, así también la represión a los trabajadores.

En el marco de la "Segunda Marcha Federal Educativa" que impulsó CTERA, para exigirle a las autoridades de cada provincia que los vuelvan a convocar a una mesa técnica, salarial, Paritaria Nacional Docente, Ley de Financiamiento Educativo, Ley de Educación Técnica Profesional, derechos y condiciones de trabajo; varias organizaciones gremiales partieron hace dos días en caravana desde distintas provincias para confluir en la Plaza de Mayo.

Allí, junto con otras agrupaciones y sindicatos como la Federación de Docentes de las Universidades, CONADU y CONADUH, el de los profesionales de la salud nucleados en CICOP; los judiciales bonaerenses de la AJB; la Asociación La Bancaria; presenciaron el acto central que tuvo lugar en el Cabildo porque la Plaza de Mayo se encuentra enrejada. 


En ese contexto pasadas las 15 horas, el secretario general de SUTEBA, Roberto Baradel, quien tras solidarizarse con "los trabajadores que están en lucha" (Cresta Roja, Subtes, puerto de Mar del Plata) y de saludar a las Madres de Plaza de Mayo línea fundadora y recordar a los 30.000 compañeros desaparecidos, apuntó contra la gobernadora: "María Eugenia Vidal le pido que escuche porque sino después va a decir 'es Baradel', escuche a los miles y miles de docentes que le estamos diciendo ocúpese de la educación pública".

"Menos set televisivo y más gestión", aseveró el líder sindical y luego remarcó que "no estamos contentos de estar en conflicto permanente, pero tenemos la gratificación de no haber cedido ni una sola coma a la imposición del 15%". Luego, Baradel le advirtió a la mandataria: "con los docentes no" y le explicó que si quiere resolver el conflicto que "convoque al FUDB y ofrezca una paritaria con salarios dignos, pero también inversión".

A continuación, la titular de la FEB, Mirta Petroccini, aseguró que "nos avergonzaría aceptar el 15%" y se lamentó porque "hay un Gobierno Nacional y en muchas de las provincias que se dice de puertas abiertas y vocación de diálogo, pero las puertas se nos cierran y el diálogo es solamente imposición y unilateralidad". Es por eso que "no tenemos manera de hacerles saber el rechazo categórico a todo lo que impone este gobierno".

La referente señaló que "acá hay un solo lado, que es la defensa de nuestros derechos, la defensa de la escuela pública" y aseguró que "podrán descalificarnos, podrán intentar acorralarnos. Podrán doblarnos como al junco, pero quebrarnos jamás" y cerró: "lo que tenemos los docentes es valor, fuerza y dignidad".

La secretaria General de CTERA, Sonia Alesso, celebró que "construimos la Segunda Marcha Federal educativa que recorrió todo el país diciendo basta de ajuste, basta de hambre, basta de dejar a los maestros en la situación que hoy estamos viviendo".

Luego resaltó que "el magisterio argentino es artífice, es protagonista de las grandes luchas populares, de la resistencia, de las gestas históricas, de la vuelta a la democracia, de la discusión de la patria grande".  Por último, se preguntó "dónde está Finocchiaro, dónde está la política educativa del Gobierno. La política educativa es ajuste, es represión, es enfrentar a los compañeros con la comunidad, es desprestigiar a la escuela pública. Nosotros pensamos todo lo contrario, queremos fortalecer la mejor educación pública y la reivindicamos".

 


También hablaron el secretario General de la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE), Eduardo López; el secretario general de ATE Chubut, Marcelo Guagliardo; su par de Chaco, Carlos Cuevas; el metrodelegado, Roberto Pianelli; el secretario Adujnto de SADOP, Pedro Bayugar; y  también pidieron la derogación de la reforma previsional y manifestaron su oposición al acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI), al acuerdo del Mercosur con la Unión Europea; y a la intención de modificar el sistema laboral en el país.