En la madrugada del domingo, se incendiaron las oficinas del Centro de Referencias del Ministerio de Desarrollo Social en Olavarría. Por las características del hecho, que incluyó el robo de computadoras, destrozos y pintadas en aerosol, el intendente Ezequiel Galli afirmó que el siniestro “fue intencional”.

"Lamentable incendio intencional en el CDR de Olavarría. No vamos a aflojar! En el transcurso del día les vamos a contar donde va a funcionar", afirmó Galli en las redes sociales, donde mostró además una foto del lugar.

Según afirmó el diario local “El Popular” las llamas se habrían originado en la oficina del titular del área, Fermín Ferreira, y en el edificio se encontraron inscripciones escritas con aerosol con insultos hacia el intendente Galli, en las paredes y en una mesa.