El Ministerio Público de la Defensa (MPD) de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires dejó "por error" en la sala de profesores de la Escuela Nº 17 de Once -mientras los estudiantes miraban el partido de Argentina- una "guía" que informa a las autoridades del establecimiento "cómo actuar cuando una fuerza de seguridad solicita información o 'retirar' a un alumno del establecimiento".

El documento titulado "Guía MPD/ Escuelas" es un instructivo para los directivos de las escuelas en las que les explica que no deben intervenir con el accionar de las fuerzas de seguridad si es que deciden extraer un estudiante del establecimiento. 

El escrito distribuido por el MPD recomienda a los referentes escolares "preservar la integridad de la persona detenida, tomar nota del juzgado interviniente, dar aviso al abogado escolar, defensa particular o Defensoría Pública, tomar nota del lugar al que será trasladado el estudiante, anotar datos de la fuerza de seguridad interviniente, informar a los familiares en forma inmediata y verificar que el traslado sea realizado por personal femenino de la fuerza de seguridad".

Además, aclara  que los únicos autorizados en el ámbito de la CABA para intervenir en las escuelas es la Policía de la Ciudad, Gendarmería Nacional, Prefectura y la Policía Federal, excluyendo a Fuerzas Armadas o personal de seguridad privada

La guía sostiene que en casos excepcionales, se podrá requerir la detención de un estudiante sin orden judicial: "cuando se esté llevando a cabo la persecución de un delito y el estudiante ingrese a la escuela", se podrá detener sin las orden. Luego remarcaron que "se deberá solicitar la intervención de la respectiva fiscalía a fin de que el juzgado de turno emita la orden correspondiente". 

Frente al alerta que despertó en el colegio la llegada del documento, desde el Ministerio Público explicaron que fue "un error" y aseguraron que "no acompañamos esta metodología judicial", según detalló eldetapeweb. A la vez que informaron que "esto fue un error de un área que saco una folletería que va a hacer capacitación a docentes y no docentes, no alumnos en las escuelas".

En consecuencia, el organismo que depende del jefe de Gobierno Porteño, Horacio Rodríguez Larreta, emitió un comunicado para aclarar que "la guía informativa denominada Fuerza Pública en las escuelas ha sido retirada de circulación por no reflejar adecuadamente la posición que tiene esta institución respecto de la intervención de las fuerzas de seguridad en establecimientos educativos".