El ajuste realizado por el gobierno de Mauricio Macri afecta a distintos sectores en la Argentina. La comunidad educativa es una de las más afectadas con el tarifazo ejecutado por Cambiemos. El caso más resonante en los últimos días ha sido el de la Universidad de La Matanza (UNLaM) que recibió una factura de luz de 13 millones de pesos.

Según trascendio desde la Secretaría Administrativa de la UNLaM, anteriormente abonaba en promedio 100 mil pesos mensuales de luz, aunque en febrero comenzaron a sentir la brusca suba cuando  tuvieron que pagar 711 mil pesos. 

Por su parte, el prosecretario administrativo de esta institución, Sebastián Garber señaló que "el presupuesto universitario se aprobó el año pasado, antes de todos los aumentos, y no va a cambiar". Es por eso que el rector de la Universidad de La Matanza le solicitó a un centenar de docentes que cuando finalizan sus clases se ocupen de apagar las luces de las aulas, como una de las tantas medidas que buscan ahorrar energía.

El portal Política Argentina, aseguró que el rector Daniel Martínez realizó el pedido durante un encuentro realizado en el Patio de las Américas de la universidad. Formalmente la actividad estaba convocada para dar comienzo al ciclo lectivo 2018, pero en ese contexto el rector aprovechó para plantear la difícil situación financiera que atraviesa la Universidad.