El presidente Alberto Fernández agradeció a todos los que convocan a acompañarlo en el Congreso en su discurso de Apertura de Sesiones Ordinarias. Aunque pidió que no vayan y sigan su mensaje "en forma remota" para seguir dando el ejemplo y cuidando "al prójimo aunque otros no lo hagan".

"Agradezco a todas las organizaciones políticas y sociales que han convocado a acompañarme el lunes próximo en ocasión del discurso que daré para dar apertura a las sesiones ordinarias del Congreso Nacional", inició su mensaje Fernández acompañado de una foto de espaldas junto a su vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner el día que asumieron la gestión y que brindaron un mensaje ante una plaza repleta.

El mandatario argentino señaló que "con mi sincera gratitud antes que nada, les pido que sigamos dando el ejemplo y que esta vez cada uno siga mi mensaje en forma remota. Desde sus casas o desde sus lugares de trabajo. La pandemia aún nos ataca".


 "Nosotros cuidemos al prójimo aunque otros no lo hagan", lanzó el Presidente justo el día en que la oposición llama a marchar en respuesta al escándalo del denominado "vacunatorio VIP" que le costó el cargo de ministro a Ginés González García. 

Fernández remarcó que "mientras el Gobierno Nacional, junto a los gobernadores provinciales, desarrollamos el operativo de vacunación más grande de nuestra historia, debemos extremar los cuidados". Y dijo que "ya habrá tiempo de llenar plazas, reencontrarnos y fundirnos en abrazos".

"Los argentinos y las argentinas hemos hecho sacrificios en este año de pandemia. Es ese enorme esfuerzo el que me da la energía y el mandato para seguir poniendo al Estado en el lugar del que nunca debieron haberlo sacado: el de impulsor de la recuperación de nuestro país", concluyó el Presidente.