En el marco de inicio de las sesiones ordinarias 2020 en el Congreso, el presidente Alberto Fernández mostró un perfil combativo y dio lugar a fuertes críticas contra la oposición. Si bien definió que trabajará para una Argentina unida, lanzó contundentes definiciones contra el macrismo en diferentes aspectos.

“Convicciones intactas y humildad para reconocer errores”, fue el puntapié inicial de Fernández en su discurso, donde hizo un repaso desde su llegada al Ejecutivo, el advenimiento de la pandemia de coronavirus y el inicio de su gestión en medio de lo que definió como “un país que había quedado de rodillas y sumido en el pozo de las desigualdades y la pobreza por las políticas del anterior gobierno”.

El mandatario se refirió a la Argentina de entonces y la describió “endeudada como antes jamás había estado” y con “un sistema de salud que dejaba vencer vacunas”.

“Debíamos apagar el incendio sabiendo que otros habían terminado con el agua”, sostuvo. El Presidente se refirió al desarrollo de la pandemia de COVID19 a través del año 2020, las adversidades de los primeros meses y los avances del Gobierno en materia de políticas e infraestructura sanitaria. Repasó el aporte de las universidades para clases virtuales, la coordinación con organizaciones sociales y el acompañamiento del Estado a quienes se vieron afectados en lo económico por la pandemia.


 

En ese aspecto, se refirió a las expresiones opositoras durante el 2020, a las que criticó y dijo “cualquier excusa era válida para hacer un banderazo”.

Sin dudas, el revuelo por el caso de “Vacunados VIP” fue ineludible en su intervención. “Si se comenten errores, la voluntad de este presidente es reconocerlos y corregirlos de inmediato. Cuando se dijo que las reglas se habían trasgredido tomé las medidas que correspondían, incluso cuando en lo personal me dolieran. Ningún gobierno de la tierra puede arrogarse el privilegio de no cometer errores”, expresó.

En esa misma línea agregó: “No llegué a la presidencia para ser sordo a la crítica bienintencionada. Como tampoco llegué a presidente para dejarme aturdir por críticas maliciosas que responden a intereses inconfesables de poderes económicos concentrados que muchas veces buscan la discordia y la polarización”.

El mandatario apuntó a la oposición y llamó a que “entierren el odio que cargan y ayuden a construir los cimientos del país que han derrumbado”.

“A quienes sistemáticamente bombardean esta gestión, les recuerdo que por ese camino no van a lograr su propósito. No voy a dejar de trabajar a cada instante para ser el presidente de una Argentina unida”, añadió.

Uno de sus fragmentos más fuertes llegó cuando apuntó contra el endeudamiento del gobierno de Macri con el FMI. "He instruído para que se inicie una querella criminal para determinar quiénes fueron los autores de la mayor administración fraudulenta y malversación de caudales públicos de la historia", dijo ante la Asamblea Legislativa.

Asimismo, anunció que enviará "un proyecto para declarar la emergencia de servicios públicos para desdolarizarlos". "Queremos que los costos fijos de ellos repercutan cada vez menos en el presupuesto de las familias", manifestó el Presidente. 

OTROS FRAGMENTOS DESTACADOS DEL DISCURSO

-"Debemos incrementar el mínimo no imponible del impuesto a las ganancias. Recuperar el salario medio es un desafío, quiero pedirles que apure el tratamiento de la ley que que 1,2 millones de argentinos dejen de pagar ganancias".

-"Vamos a promover una ley para impulsar la industria hidrocarburífera. Podemos convertirnos en un exportador de energía mundial. Vaca Muerta es la segunda reserva de gas del mundo. Sabemos cómo hacerlo. YPF tienen proyectos que son competitivos a nivel mundial. Queremos que favorezca a los usuarios".

-"Dispuse el congelamiento, ahora debe regularizarse. El objetivo es que haya tarifas diferenciales, justas y razonables. Ordené el congelamiento y cumplí. El objetivo es que los subsidios abarquen a quienes los necesiten".

-"Llega el momento de normalizar las tarifas de los servicios. Mi objetivo es que haya tarifas diferenciales, que los subsidios del Estado vayan a los que lo necesitan. La incertidumbre de no saber cuanto va a llegar de luz y de gas llegó a su fin. Voy a mandar un proyecto de emergencia de tarifas, para desdolarizar las tarifas en una economía donde los ingresos son en pesos".

-"La educación tiene que ser una prioridad".

-"Venimos de cuatro años de desinversión. Perdimos todos. La educación tiene que ser una política de Estado. Restituimos la paritaria nacional docente, se había abandonado la modernización".

 -"Convoco a un acuerdo federal para la igualdad educativa. Quiero cumplir al término de mi mandato con la ley de financiamiento educativo".

Telecomunicaciones:
-"Establecimos como servicio público esencial y controlamos los aumentos. No voy a permitir que un negocio de unos pocos sea a costas de los argentinos".

Seguridad:
"La seguridad es un derecho democrático. Incrementamos el decomiso de kilos de marihuana con respecto a 2019. Decidí revertir la deuda salarial del personal de seguridad y hemos devuelto el paradigma de derechos que corresponde".

Poder Judicial

“El Poder Judicial de la Nación está en crisis”.

“Ningún magistrado paga Impuesto a las Ganancias que sí pagan millones de funcionarios y trabajadores del sector público y privado”.

“En el caso de los miembros de la Corte, acceder a la declaración jurada de sus bienes es imposible”.

“Admito que lo dicho me genera un espontáneo malestar”.

“En la Argentina hay un fiscal procesado por delitos severos como espionaje y sigue en función como si nada sucediera. No se le aplica la doctrina que recomendaba la detención preventiva de personas cuando su poder residual pudiera afectar la investigación. Su poder no es residual, está vigente”.

“También observamos cómo sale a la luz un perverso sistema de jueces, fiscales, reconocidos periodistas para montar extorsiones. Todo se sabe. Todo sigue sucediendo”.

“Algún miembro de este Congreso detectó la visita de jueces de Casación al presidente Macri. Y sólo una voz aislada de ese tribunal se alzó pidiendo explicaciones. El resto se aisló en el manto del silencio”

“Este año hubo resoluciones llamativas, como el per saltum que le asignó gravedad institucional al traslado de dos jueces ignoto”

- “Viendo todo esto y con el sólo propósito de mejorar la calidad de la república, quiero pedirle al Congreso que asuma el rol de control cruzado sobre el Poder Judicial. Así lo prevé la Constitución. Alguien tiene que ver lo que ha ocurrido y lo que está ocurriendo. No para interferir en sus decisiones, sino para cumplir con el rol que el Estado de derecho le ha asignado”.

- “Asistimos a condenas mediáticas sin posibilidades de revisión. Sufrimos la discrecionalidad de jueces y demoras inadmisibles que afianzan el clima de impunidad”-

- “Con el propósito de comenzar a revertir esta cuestión, elevé hace un año que modifica el funcionamiento del fuero federal. Aspiro a que la Cámara de Diputados discuta el tema y lo mejore si es necesario”.

- “Enviaré a este Honorable cuerpo legislativo un proyecto de ley que reformule el funcionamiento del Consejo de la Magistratura, como órgano constitucional que debe optimizar todo el proceso de selección y capacitación de los jueces en la Argentina. Este es un reclamo que la Corte Suprema de Justicia viene sosteniendo hace años”.

- “Debemos despolitizar ese ámbito, para que los mejores y más capaces magistrados, lleguen a ocupar sus funciones sin condicionamientos, sin favores a devolver y sin la contaminación con los poderes corporativos o políticos”.