En su paso por el programa En Boca De Todos, el intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela, se refirió a la relación con el gobierno de Alberto Fernández y Axel Kicillof. Si bien remarcó el diálogo y el trabajo mancomunado con ambos, señaló que en la provincia de Buenos Aires “somos 58 intendentes, tenemos mayoría en el Senado y podemos aportar a un mejor consenso”. En ese sentido, afirmó que “el punto de vista de Juntos por el Cambio es valioso”.

Asimismo habló sobre el debate alrededor del Presupuesto 2021 que en estos momentos se lleva adelante en la Legislatura y en el que los intendentes tienen un rol protagónico. Valenzuela subrayó que están trabajando para “lograr que se coparticipen todos los fondos que le llegan a la Provincia desde Nación hacia los municipios” y pidió que “que haya un reparto equitativo de las obras como lo hubo en el pasado”.

Además respaldó a la ex gobernadora María Eugenia Vidal y resaltó la figura de Horacio Rodríguez Larreta, aunque no quiso poner nombre a las candidaturas de Juntos por el Cambio de cara a las elecciones de 2021 y 2023.

¿Cómo está la situación de la pandemia en Tres de Febrero?

-Venimos trabajando bien, atendiendo todas las prioridades. Lo sanitario primero, lo laboral, lo económico, volviendo con el plan de obras ahora que la pandemia nos está dando un respiro. Pero desde ya no nos relajamos, sabemos que viene el verano y la gente tiende a salir un poco más. También viene el desafío turístico para buena parte de la provincia de Buenos Aires, que también es un hecho laboral. Estamos logrando convivir con el virus, con un buen trabajo en equipo entre los tres niveles de gobierno. La circulación del virus continúa pero han bajado mucho los casos y vemos descomprimidos lo que son los servicios sanitarios, los hospitales pero claramente hay que seguir con los protocolos, con la responsabilidad social, individual, abriendo sectores importantes para nosotros como es la educación. Yo creo que la educación es una actividad esencial y tengo mucho orgullo al decir que en septiembre fuimos pioneros al plantear que se podía convivir con el virus en la escuela. Si bien hubo continuidad pedagógica, nada se compara con el hecho de estar en la escuela, en el ámbito donde corresponde con protocolo buscando la manera de poder terminar el año en lo presencial y eso se está dando en las escuelas estatales, privadas, parroquiales e incluso en los jardines.

 "Yo creo que la educación es una actividad esencial y tengo mucho orgullo al decir que en septiembre fuimos pioneros al plantear que se podía convivir con el virus en la escuela"

¿Cómo es el protocolo?, ¿cómo se lleva adelante?

-El protocolo es provincial. Nosotros hicimos la propuesta a la Provincia y primero hubo alguna resistencia pero luego hubo algunas reuniones y se armó el “semáforo”. Tres de Febrero está en riesgo medio, en la zona amarilla, eso significa que se pueden hacer actividades de revinculación socioeducativas y las colaciones de grado. Así que nosotros acompañamos a cada escuela a que presente el protocolo y ayudarlos en todo lo que se necesite para que la Provincia lo apruebe y ésto está ocurriendo en colegios de todo tipo y de todos los niveles, incluso hemos logrado abrir los jardines municipales; especialmente para los chicos de la sala de 5 y que puedan egresar con actividades lúdicas, de juego dentro del mismo jardín.

¿Cómo es el funcionamiento dentro del aula?

Hay una mayor asiduidad en los casos de cambios de ciclo que son los casos de sexto año de primaria y secundaria, ahí hay reuniones semanales, y después reuniones mensuales para el resto de los años. Lo que hay es un protocolo muy estricto respecto de cómo se ingresa, cómo se sale, de limpieza y desinfección, la distancia social, el uso del tapaboca. Hay burbujas, esto significa que por ejemplo, un curso de 30 alumnos se divide en tres burbujas de 10. Van en diferentes momentos y realizan las actividades con distancia y todos los recaudos. Esto está funcionando muy bien, tenemos que convivir con el virus. Como hicimos antes con la industria, con el comercio, con el culto, con el deporte, ahora también lo estamos haciendo con la educación y preparándonos para el año que viene porque en definitiva hay que llevarle tranquilidad a los padres y a las madres de que el año que viene va haber tanto en lo virtual -mientras llega la vacuna, ¿no?- como en lo presencial que es lo que necesitamos.


El año pasado, tras el triunfo de Alberto Fernández nos comunicamos con usted y nos contaba sobre su confianza de que pudiera gobernar con una relación madura e institucional. ¿Cómo ha visto durante estos meses esa relación?

-Nosotros hemos trabajado en un ámbito de diálogo y de cooperación. Obviamente el hecho de que seamos de partidos políticos distintos no tiene que frenar todo aquello que sea bueno para la comunidad. El Presidente nos ha visitado en varias oportunidades, en general en actividades vinculadas al trabajo que es para mi una agenda muy importante la vinculada a la producción. Además hemos trabajado en varios temas, en la pandemia por supuesto, pero también ahora estamos trabajando con el Ministerio de Transporte en tema túneles, con el Ministerio de Obras Públicas, con Daniel Arroyo (Desarrollo de la Comunidad), con Nicolás Trotta (Educación), con el ministro Daniel Kulfas (Desarrollo Productivo) con quien estamos trabajando en el desarrollo de un parque industrial. Yo voy a seguir insistiendo con el diálogo y por supuesto cuando haya alguna cuestión que nos diferencia, la planteamos con respeto y convicción, pero me parece que el camino tiene que ser buscar los acuerdos estratégicos para buscar el beneficio de los vecinos.

" Yo voy a seguir insistiendo con el diálogo y por supuesto cuando haya alguna cuestión que nos diferencia, la planteamos con respeto y convicción"

Y en el caso de Provincia, ¿cómo es la relación con el gobierno de Kicillof? Porque hemos visto luego de las reuniones de intendentes de Juntos por el Cambio que se ha hecho un planteo sobre discriminación en el Presupuesto 2021.

-Nosotros trabajamos para que haya equidad en el reparto de los recursos, para que los municipios reciban lo que merecemos pero no sólo los de Juntos por el Cambio, sino todos.  Yo soy de la idea de que la Provincia se gobierna entre el gobernador y los 135 intendentes e intendentas, es la única manera en una provincia tan grande. No se puede hacer todo desde La Plata. Hay que trabajar con cada Ministerio y en equipo con el gobernador, lograr que se coparticipen todos los fondos que le llegan a la Provincia desde Nación hacia los municipios, que haya un reparto equitativo de las obras como lo hubo en el pasado. Estamos trabajando, primero para aceitar el tema de pago de deudas, para poder ejecutar el Fondo de Infraestructura Municipal que viene desde el año pasado y todavía no se pudo ejecutar, para que haya un plan de obras extenso y equitativo el año que viene. Y hemos trabajado mucho desde lo sanitario, el otro día lo invité al Gobernador y me dijo que iba a venir a un parque logístico que estamos construyendo. Por supuesto que en la relación hay disensos, estamos en partidos políticos diferentes pero pensamos que el punto de vista de Juntos por el Cambio es valioso. Somos 58 intendentes, tenemos mayoría en el Senado y podemos aportar a un mejor consenso.

 "Yo soy de la idea de que la Provincia se gobierna entre el gobernador y los 135 intendentes e intendentas, es la única manera en una provincia tan grande, no se puede hacer todo desde La Plata"

¿Coincide entonces con la ex gobernadora María Eugenia Vidal que ayer planteó que era difícil gobernar 135 municipios desde La Plata?

-Sin dudas, la Provincia es muy amplia y diversa. La Provincia es un país y requiere mucho federalismo hacia adentro. Eso significa un trabajo permanente, mancomunado entre el organigrama provincial y los municipios de todos los partidos políticos. Por eso decimos que es clave que se coparticipen todos los fondos, que haya obras que puedan ser priorizadas por los intendentes que somos los que conocemos mejor el desarrollo territorial y lo que necesita nuestra gente. Por otro lado es muy importante la autonomía municipal, tenemos que lograr la autonomía municipal, ese paso lo tenemos que dar. Hay muchos proyectos dando vueltas en la Legislatura, el último lo presentó nuestro jefe de bloque en Diputados, Maximiliano Abad. A diferencia de Córdoba, por ejemplo, nuestra Carta Magna provincial es anticonstitucional porque no plasma la autonomía municipal que nos da la Constitución Nacional.

 "Tenemos que lograr la autonomía municipal, ese paso lo tenemos que dar"

¿Qué cambiaría la autonomía en el día a día para un intendente?

-Acercaría la solución al problema. Nosotros los intendentes estamos en permanente contacto con los vecinos, tratando de llevar soluciones, más obras, mejores servicios y a veces nos encontramos con muchas demandas porque somos la primer trinchera de la Democracia, especialmente en municipios como el nuestro, grandes y con mucha población. A veces nuestra respuesta es débil porque no tenemos atribuciones legales, o sea autonomía como deberíamos tener, y no tenemos atribuciones ni los recursos. Desde ya, como le hemos dicho a Axel Kicillof, queremos ser 135 socios del gobernador para reclamar lo que ya empezó Vidal y que es la recuperación de los fondos para la Provincia. Nuestra provincia aporta casi el 40% del PBI y recibe el 22%. Tenemos que ir a un debate nacional para recuperar los fondos que necesitamos.

¿Qué opina sobre el debate en relación a la reelección indefinida de los intendentes?

-Nosotros pensamos que la ley está para ser respetada. Se logró con bastante consenso en el año 2016 y que era un incentivo a la renovación de los cargos. Después si hay una presentación judicial y una interpretación en otra línea, por supuesto que lo acataremos dado que la ley se produce a posteriori de la elección de 2015. Pero la ley (que prohíbe la reelección indefinida de intendentes, concejales y legisladores) es un buen incentivo a la renovación.

"Queremos ser 135 socios del gobernador para reclamar lo que ya empezó Vidal y que es la recuperación de los fondos para la Provincia"

Y sobre las PASO, ¿se tienen que hacer o no?

-Creo que eso requiere mucho diálogo y el máximo consenso. No se puede hacer un cambio así desde un solo sector político. Las PASO funcionan en algunos casos como la elección de un candidato cuando hay internas y en otros casos ha funcionado como una primera vuelta de lo que después es la elección general y eso ha desvirtuado un poco su sentido. Este año además es un año de pandemia, todavía no hay vacuna así que veremos cómo es la situación para votar en agosto. Hoy las PASO están y cualquier modificación hay que debatirla entre todos los bloques legislativos.


¿Cómo se preparan desde Juntos por el Cambio de cara a las elecciones de 2021 y 2023, a nivel nacional y provincial?

Primero yo me preparo desde la gestión porque soy intendente, gobierno el municipio número 18 del país en población y esto es un gran desafío de gestión. Mi primera meta es que el año arranque bien. Vamos a hacer una temporada de verano para cuidar la salud, que la gente esté en los espacios públicos pero de manera ordenada y con protocolos. Vamos a hacer actividades lúdicas, deportivas y recreativas para aquellos que no tengan la posibilidad de irse a algún lado o les de miedo viajar en el marco de la pandemia. Después vamos a seguir acompañando a las pymes. Pymes, comercio, laburo es fundamental es el principal eje estratégico para mí y quiero que lo sea en la propuesta de Juntos por el Cambio para la provincia de Buenos Aires. Retomar y avanzar con más obras, el año que viene tiene que ser de muchas transformaciones ahora que la pandemia nos permite trabajar. Y desde ya, representar, esa es nuestra función como dirigentes políticos, y ahí con mucha autocrítica de lo que pasó entre 2015 y 2019, ser mejores, aprender de lo que hicimos, de lo que faltó y ofrecerles a los bonaerenses una propuesta superadora para el 2021 y 2023. Para eso estamos trabajando muchas personas, desde la ex gobernadora, legisladores, intendentes, dirigentes políticos, con el Radicalismo que es una sociedad que está consolidada un montón. Hoy somos un mismo equipo, acá no hay radicalismo y PRO, vamos y trabajamos juntos. Ni hablar de la Coalición Cívica y la pata peronista con Joaquín De la Torre  , con quien tengo una relación muy estrecha y muchos independientes también. Yo creo que la Provincia necesita una alternativa superadora fuerte que ponga el foco en el trabajo y no en los planes, en el desarrollo y no en las tomas de tierras. Esa es nuestra responsabilidad también para el ‘21 y el ‘23, construir esa alternativa.

"Yo creo que la Provincia necesita una alternativa superadora fuerte que ponga el foco en el trabajo y no en los planes, en el desarrollo y no en las tomas de tierras"

Pero en la construcción de esa alternativa tienen que estar los candidatos, ¿tiene algún preferido?, ¿podría ser Vidal en la Provincia para 2023?

-No, es muy temprano para hablar de candidatos y no corresponde. No es lo que los vecinos y vecinas de la Provincia esperan de nosotros. Hoy no están en discusión las candidaturas, hoy está en discusión la gestión y solucionar los problemas de los vecinos como la inseguridad, obras, llevar agua y cloacas, trabajar en la vuelta de las clases con la educación presencial, todo lo importante. Y en paralelo, por supuesto fortalecer el equipo de Juntos por el Cambio, aprender de lo que hicimos, lo que faltó, trabajar mucho con Horacio Rodríguez Larreta que es un gran referente con lo que hizo en la Ciudad y que además su trabajo llega fuerte a la provincia de Buenos Aires. Los candidatos se irán acomodando con el paso del tiempo.

¿Con qué impresión se quedó después de los incidentes de ayer en el último adiós a Maradona y los cruces entre el gobierno nacional y el de Horacio Rodríguez Larreta?

-Lamento que desde algunos sectores del gobierno nacional se haya intentado politizar esta situación. Es obvio que la partida de Diego Maradona es un hecho emocional tremendo para los argentinos y argentinas, que genera situaciones de tensión porque todos querían ver y despedirlo a Diego. Se lamenta que haya habido algunas escenas que ensombrecen la situación. Confío muchísimo en que la Ciudad de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta y Diego Santilli han actuado con muchísima responsabilidad y mucho criterio. Me quiero quedar con una imagen de una despedida popular muy sentida y muy afectuosa con Diego, que es quizá el argentino más notable de este tiempo porque su figura y su hecho deportivo, más allá de lo personal, lo han convertido en nuestro embajador en cada rincón del mundo.

"Lamento que desde algunos sectores del gobierno nacional se haya intentado politizar esta situación"