La Cámara de Diputados de la provincia de Buenos Aires aprobó ayer por unanimidad una nueva Ley de Alquileres, la cual fue girada al senado. La iniciativa brinda una serie de beneficios a los inquilinos de vivienda familiar permanente y en las renovaciones de contrato.

 Según informaron, el texto de la ley tomó como base el proyecto presentado por el diputado José Ottavis, y se unificó en un solo dictamen a partir de aportes de diferentes proyectos de distintos bloques legislativos, como Cambiemos, Unidad Ciudadana y el Frente Renovador. 

Durante el debate en la sesión, la diputada del bloque Frente Amplio Justicialista, Rocío Giaccone destacó que "es una iniciativa más que la hacemos con el apoyo de la sociedad civil que nos ayuda a tener más datos y nos acerca las problemáticas que tenemos que solucionar".

"Esta ley es en favor de todos y quiere que el mercado de alquileres no se frene como está en este momento. Ahora va a haber más ciudadanos de la provincia de Buenos Aires que puedan alquilar", aseguró la legisladora provincial. 

La nueva norma evita, entre otras cosas, que el inquilino realice un desembolso inicial desmedido, y achica el porcentaje de la comisión del martillero profesional. En la actualidad es el 4% del contrato; con esta Ley pasará a ser de 2%.

El diputado Ricardo Lissalde manifestó que "esta ley no va a solucionar el problema de acceso a la vivienda, porque no es su objetivo, sino bajar el costo de acceso a un alquiler o a su renovación" y remarcó: "Es un gran paso para solucionar el acceso a un alquiler. Nos hemos ocupado de los más vulnerables y de la clase media”.

 Cabe destacar que los beneficios serán solo para inquilinos de vivienda permanente que no superen el monto de un salario y medio vital y móvil, de 14 a 16 mil pesos por mes, y quedan excluidos los alquileres de vivienda que superen ese monto y los alquileres con fines comerciales.

Por último, el legislador Guillermo Bardón expresó: "Quiero remarcar que este proyecto no es en contra de nadie, es a favor de todos, sobre todo a favor de los que son más débiles en esta cadena, los inquilinos".