La última sesión ordinaria en la Cámara de Diputados bonaerense dejó en evidencia los primeros focos de conflicto en el Frente de Todos. Un espacio que demostró tener una gran efectividad electoral pero que, a días de convertirse en gobierno, demuestra que no le será fácil coordinar un ritmo político unificado entre todas sus facciones.

El motivo de la disputa estuvo centrado en quién ocuparía el escaño vacante producto del fallecimiento del diputado Juan Carlos Haljan. Fue así que las aguas se dividieron rápidamente. Por un lado, el nutrido bloque de diputados camporistas, referenciados en Máximo Kirchner, argumentaron la necesidad de respetar la paridad en la conformación del cuerpo legislativo mediante la asunción de Hernán Escudero, dirigente de SADOP. Del otro lado del río, la interpretación del intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, que expresó la necesidad de respetar el orden de la lista conformada en 2017, permitiendo así la asunción de Cristina Vilotta, hasta ayer funcionaria de Mariano Cascallares en Almirante Brown.

Vale remarcar que, si bien Escudero elevó a la Justicia la pelea por la sucesión, terminó prevaleciendo la letra fina del artículo 122 de la Ley Electoral: “El reemplazo de los que renuncien, sean destituidos o fallezcan, se hará automáticamente y siguiendo el orden de colocación”.

Entre idas y vueltas, reuniones y demoras, la sesión finalmente se llevó adelante en un clima caliente y con sabor a vencedores y vencidos.

Según confiaron a Diagonales, la puja encabezada por Insaurralde significó un “freno” a Máximo Kirchner y La Cámpora, en un mano a mano que dejó expuesta la falta de cohesión política.

Es por eso mismo que el debut del Frente de Todos planteó una efervescencia inesperada, que seguramente encontrará nuevos capítulos en los próximos días, cuando deba definirse el reparto de poder en la legislatura bonaerense y en los lugares claves en el Ejecutivo.

Nicolas Russo y Mercedes Trimarchi también juraron en el recinto

Al margen de la polémica, Nicolas Russo asumió en lugar de Blanca Cantero, quien se desempeñará como intendenta de Presidente Perón.

Además, fue aprobada la licencia del diputado Guillermo Kane, quien resultó reemplazado por Mercedes Trimarchi.