A pesar de que el presidente Alberto Fernández no anunció más restricciones para el AMBA sino se mantendrán las que ya están vigentes, el gobernador Axel Kicillof sostiene una postura más dura y a partir de las 19 brindó detalles sobre nuevas restricciones para los municipios bonaerenses de la región metropolitana. Además comunicó algunas medidas para los más afectados por las restricciones. 

La conferencia de prensa se realizó en el Salón Dorado de la Casa de Gobierno, en La Plata, donde el mandatario estuvo reunido previo al anuncio con miembros de su gabinete y asesores para analizar cómo se implementarán las medidas para hacer frente a la segunda ola de contagios masivos de coronavirus.

El gobernador Kicillof manifestó que dispondrán de 70 mil millones de pesos para el fortalecimiento de distintos programas sociales y productivos, como aumento de presupuesto para comedores escolares, becas para niños adolescentes, incremento de jubilaciones y pensiones, fondos para cultura y turismo y créditos para la construcción, entre otras.

El paquete de medidas se suma a las dos leyes impulsadas por la Provincia y aprobadas en la Legislatura para autónomos, pymes y contribuyentes. La ley de fortalecimiento productivo, que es una moratoria general de impuestos patrimoniales por las deudas impositivas 2020, que alcanzará a 3 millones de contribuyentes y a más de 3.800 pymes, y la ley que crea el régimen de monotributo unificado, que beneficiará a cerca de 1 millón de monotributistas en la provincia.

"La Provincia continuará aplicando el sistema de fases, adhiriendo al nuevo decreto del presidente Alberto Fernández”,  dijo Kicillof. Y agregó que "la situación epidemiológica nos estaba mostrando una tasa de duplicación de casos cada 15 días, demostrando que esta segunda ola es mucho más grave y veloz que la que habíamos observado el año pasado”.

"En un mes se ocuparon mil camas de terapia intensiva en el Gran Buenos Aires, llevando a un nivel de ocupación del 76%, lo que implica la saturación del sistema”, describió el mandatario provincial.

El Gobernador subrayó que “el esfuerzo que se realizó a partir de las últimas medidas ha tenido un resultado contundente: la curva dejó de crecer vertiginosamente y estamos notando un leve descenso”. “Esto no alcanza de ninguna manera, ya que implicaría continuar con el sistema al borde del colapso y resignarnos a vivir con casos graves y cientos de fallecidos todos los días”, añadió.

En ese marco, se sostendrán las restricciones y se pondrá en marcha un régimen de entrega de mercadería fuera de los locales pertenecientes a rubros no esenciales, en tanto que se implementarán y fortalecerán controles sanitarios en distintos accesos a la Provincia. Asimismo, ya está en vigencia el sistema de multas, cuyo incumplimiento puede alcanzar los 500 sueldos mínimos (4,3 millones de pesos) y requiere la adhesión de los municipios.



Si bien, los anuncios de Kicillof estuvieron en línea con las medidas de restricción que el Presidente extendió hasta el 21 de mayo próximo. La Provincia fue un poco más allá y limitará ferias al aire libre, prohibirá los encuentros sociales al aire libre con más de diez personas y dispondrá el cierre de las canchas de Fútbol 5.

En un mensaje de 19 minutos grabado anoche en la Casa de Gobierno, Alberto Fernández anunció la continuidad de las restricciones en el AMBA hasta el 21 de ese mes. Por su parte, la Provincia acatará esta decisión, mantendrá las clases virtuales pero, como señalaron varios de sus funcionarios que pedían medidas más duras, implementará algunas restricciones por su cuenta.