Mauricio Macri compartió esta mañana un encuentro con alumnos de escuelas primarias de Olivos para celebrar los 35 años del retorno a la Democracia, que coincide con la asunción a la presidencia de Raúl Alfonsín en 1983. Durante el acto, el jefe de Estado volvió a referirse a la derrota de Boca ante River por la final de la Copa Libertadores.

Al hablar con los estudiantes, Macri les preguntó a qué se querían dedicar profesionalmente en el futuro. Uno de ellos respondió que le gustaría ser futbolista como Darío Benedetto, el delantero de Boca que marcó el único gol del Xeneize en el estadio Santiago Bernabéu en Madrid. "La verdad que hizo un gol bárbaro, pero no nos alcanzó. Estamos golpeados todos", manifestó el Presidente.

Además, Macri en el día de ayer felicitó a los hinchas de River a través de Twitter mientras volvía de sus vacaciones en Chapelco. Unas horas más tarde, en la misma red social elogió el accionar de los asistentes al partido en Madrid. "Quería felicitar especialmente a los hinchas de River y Boca que compartieron pacíficamente este partido histórico en el estadio Bernabéu", expresó el mandatario. 

Y agregó: "El comportamiento ejemplar de estos miles de argentinos que viajaron a Madrid demuestra que el problema de nuestro fútbol no son los hinchas, sino un puñado de delincuentes que usan la violencia mafiosa para defender sus negocios".