Tras la culminación de un 2018 de fuertes golpes al bolsillo, la cantidad de comercios que debieron cerrar sus persianas aumentó un 40% en La Plata y un 11,8% en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. La suba registrada entre los últimos dos bimestres del año pasado fue registrada en un comunicado de la Cámara de Comercio y Servicios (CAC) junto a la Federación de Mayoristas y Proveedores del Estado de la Provincia de Buenos Aires (FEMAPE).

Los datos surgieron de un relevamiento de locales inactivos –en venta, alquiler, clausurados o simplemente cerrados– realizados en las principales zonas de actividad comercial tanto de La Plata como de CABA.

En el territorio de Horacio Rodríguez Larreta, el número de locales inactivos en noviembre y diciembre fue de 255, cifra que significó un aumento de 11,8% respecto de septiembre y octubre, cuando se registraron 228. En comparación del 2017, la caída en la actividad de comercios fue del 57%.


En tanto, en la ciudad gobernada por Julio Garro, durante los últimos dos meses de 2018 se detectó un total de 60 locales sin actividad comercial en las áreas relevadas. En la medición del bimestre anterior, el número de negocios vacíos fue de 43, lo que representa una suba del 40%. Allí, el cierre de locales fue lo que más se destacó, con una suba del 185% respecto del bimestre anterior.

Los relevamientos se distribuyeron entre las principales arterias comerciales de las distintas ciudades. En CABA, el balance se realizó entre las avenidas Córdoba, Pueyrredón, Santa Fe, Cabildo, Corrientes, Rivadavia, Avellaneda y la peatonal Florida. En La Plata, el relevamiento de desplegó entre las calles 7, 8, 12, 46, 47, 48, 49 y 50.