Gustavo Alfaro se metió de lleno en la discusión por la legalización del aborto y generó polémica al participar en una campaña en contra de la legalización con la indumentaria de Boca y en el complejo Pedro Pompilio. 

“Hola, ¿qué tal? Soy Gustavo Alfaro, y en esta semana por la vida quería invitarte a que seas la voz de esos corazoncitos que laten por nacer. Reivindiquemos la vida, démosle forma a esa ilusión. Vení, vení con nosotros. Sumate, sé uno más”, dice el DT xeneize en un mensaje difundido por una cuenta de Twitter llamada JovenesProVidaArg (@VidaArg), que se autoproclama como "jóvenes de todo el país comprometidos en la defensa de las dos vidas".

Más allá del mensaje, el revuelo se generó porque Alfaro grabó ese vídeo con ropa del club y en el lugar de entrenamiento. Por eso, horas más tardes el entrenador emitió un comunicado en el que buscó deslindar a Boca de cualquier responsabilidad.




Este es el comunicado que trascendió en las últimas horas del jueves:

"Me dirijo a ustedes con la finalidad de aclarar un vídeo que se publicó en las redes sociales, el cual fue grabado hoy -jueves- junto con un saluda por un cumpleaños y un casamiento, del cual quisiera aclarar algunos puntos".

1) El Club Atlético Boca Juniors no tiene ninguna vinculación con el vídeo, pese a que el mismo fue grabado en las instalaciones del club, y con ropa del club.

2) Rafaelinos por la Vida es un grupo de personas de la ciudad de Rafaela, con la finalidad de exaltar y defender los valores de las personas. Como organización y promoción de la quinta edición de la jornada El Niño por nacer, que se realiza en la escuela Pablo Pizzurno, me solicitaron si podía hacer un video con dicha invitación.

3) Que dicho vídeo no ha sido autorizado para ninguna otra finalidad ni convocatoria a ninguna marcha en particular.

4) Más allá de tener una posición personal tomada, lejos está en mí generar una controversia con nadie en particular que pudiera tener una visión diferente de los temas que de por sí son sensibles para la sociedad. Creo en mi espíritu democrático, en el respeto de las opiniones y en el intercambio de ideas para lograr un punto de encuentro donde podamos zanjar las discrepancias, que como sociedad tenemos. Si alguien en particular se sintió ofendido por este vídeo, le pido mis más sinceras disculpas".