En las últimas 24 horas, Tandil registró 121 nuevos contagios y dicha cifra se convirtió en el récord de casos hasta el momento. En este escenario,  crece la preocupación entre las autoridades sanitarias que temen un posible colapso del sistema.

Desde el inicio de la pandemia, 26 personas fallecieron a causa del virus Covid-19 en el distrito conducido por Miguel Lunghi. Actualmenta, Tandil presenta 1927 casos y de ese total, 717 son personas con el virus activo. Por otro lado, acorde a la información del Municipio, 13 pacientes se encuentran internados en terapia intensiva.


Juan Arrizabalaga, concejal opositor por el Frente de Todos, apuntó contra el intendente de Juntos por el Cambio y lo criticó por abandonar el sistema de fases diseñado por el gobierno de la provincia de Buenos Aires. "Hoy estamos cerca de los 2000 casos, a principios de septiembre había 140 casos activos, el 7 de septiembre el intendente decide romper con el marco regulatorio de Nación y provincia con la idea de manejar mejor la pandemia y la economía”, senaló el edil en una entrevista a C5N.

“Los números actuales, con nula asistencia económica de parte del Municipio, y nula política sanitaria, no muestran estos objetivos, teníamos 1 fallecido y hoy tenemos 26. Fue una medida política que no significó mejor estrategia sanitaria. Tuvo que ver con otras presiones”, indicó Arrizabalaga.

A principios de septiembre, el jefe comunal Miguel Lunghi anunció que no seguiría implementando el sistema de fases y en cambio, aplicaría criterios propios para permitir más actividades. El método adoptado por Tandil consiste en estadíos, divididos en forma de semáforo: rojo, amarillo y verde.

Sin embargo, al poco tiempo de adoptar dicho sistema, los casos se dispararon. A comienzos del mes pasado, había 140 casos activos en la ciudad bonaerense; hoy son más de 700 y se teme por la capacidad del sistema sanitario. Especialmente después de alcanzar un récord de 121 contagios confirmados en 24 horas.